Las madres que reclamaban la inscripción de su hijo en el libro de familia ganan la batalla judicial

AMAYA LARRAÑETA

Brenda y María José, con sus tres hijos y la decisión judicial que les da la razón

El matrimonio formado por Brenda Kelleher y Maria José Torres, que reclamaban que sus tres hijos (Fionn, Nayra y Lennon) figuraran en un único libro de familia y no en dos diferentes, ha ganado la batalla judicial.

Las mujeres consideraban haber sido objeto de discriminación porque tras el nacimiento de su tercer hijo en común solo se permitió figurar como madre del recién nacido a la gestante. Un juez de Denia, Alicante, fue quién decidió que no podía inscribirle en el libro original sin el comprobante de que su concepción fue mediante técnicas de reproducción asistida.

La pareja de madres consideró que a un hombre nunca se le pregunta en el registro cómo ha concebido a su hijo a la hora de inscribirlo, por lo que la pareja no debía ser separada en dos libros de familia.

Brenda y María José han mostrado su “euforia” por la resolución judicial en su propia página web. “Cuando hemos recibido la respuesta no podía creerlo. Después de la euforia momentánea me han entrado dudas. ¿Lo he entendido bien?¿de verdad nos han dicho que sí?. He tenido a mi madre al teléfono llorando de la alegría. La abuela de Lennon, que también gracias a esta resolución queda reconocida como abuela oficial”, escriben en su blog.

La nueva resolución judicial permitirá a Lennon figurar con sus dos hermanos en el libro de familia, y además abre las puertas a que todas las parejas de mujeres que vengan detrás de ellas, que no se verán obligadas a explicar el modo en el que concibieron a su bebé a la hora de inscribirlo en el registro civil, celebran las protagonistas.

AMAYA LARRAÑETA El juez de Denia (Alicante) se había negado a inscribir al niño porque las mujeres no aportaron prueba de que había sido concebido mediante reproducción asistida.Dos madres reclaman que su tercer niño sea reconocido como hijo de ambas.El matrimonio formado por Brenda Kelleher y Maria José Torres, que reclamaban que sus tres hijos (Fionn, Nayra y Lennon) figuraran en un único libro de familia y no en dos diferentes, ha ganado la batalla judicial.Las mujeres consideraban haber sido objeto de discriminación porque tras el nacimiento de su tercer hijo en común solo se permitió figurar como madre del recién nacido a la gestante.

Comments

comments